Reportajes

Festival de Guitarra de Córdoba (II): Otras músicas

José Amador Morales
viernes, 17 de agosto de 2012
0,0004986

En su tercera visita al festival, John Scofield (4 de julio, Gran Teatro) vino acompañado de la Hollowbody Band en lo que ha sido su único concierto en España. Con el aforo casi completo, el célebre guitarrista norteamericano exhibió su incuestionable técnica improvisatoria sin perjuicio de la gran calidad de sus compañeros de viaje (Kurt Rosenwinkel a la guitarra, Ben Street en el bajo y Bill Stewart a la batería). No obstante, tuvimos la percepción de que Scofield no llegó a romper cierta frialdad en el ambiente, tal vez debido al exceso de experimentación y a la dificultad de seguir las infinitas variaciones creativas del guitarrista de Ohio. Esa misma mañana John Scofield había impartido una masterclass bajo el título Ritmo, melodía y armonía: mi método para aprender jazz, dentro del apartado formativo del festival.

Kurt Elling. Fotografía © 2012 by Festival de la Gritarra de Córdoba

Por su parte, el cantante Kurt Elling (6 de julio, Gran Teatro), ante una audiencia – todo sea dicho – más mermada, logró entusiasmar a los asistentes con un derroche de musicalidad, buen gusto y simpatía. Todo ello en un variado y caleidoscópico recital, bien que algo escueto en su hora y cuarto de duración, que hizo honor a la mejor tradición vocal del jazz. Pero sería tremendamente injusto no repartir a partes iguales el mérito del incuestionable éxito de Elling con el excepcional guitarrista Charlie Hunter (que hizo las veces de bajo con su versátil instrumento) y el batería, de impresionante swing, Derreck Phillips.

Robben Ford. Fotografía © 2012 by Festival de la Gritarra de Córdoba

Un verdadero mano a mano de virtuosos de la guitarra eléctrica resultó la cita de Robben Ford y Michael Landau (junto a Jimmy Haslip, bajo, y Gary Novak, batería) en el repleto Teatro de la Axerquía (10 de julio). En un empaste músical mágico, ambos guitarristas californianos presentaron su proyecto Renegade Creation en el que destacó, como no podía ser de otra manera pues son consumados especialistas en ello, sendas piezas de blues ofrecidas en el ecuador del concierto.

Luar na Lubre. Fotografía © 2012 by Festival de la Gritarra de Córdoba

 

La tradición trovadoresca del festival estuvo representada por Luar Na Lubre y por la redición del tándem formado por Joan Manuel Serrat y Joaquín Sabina. En el caso del conjunto gallego (Teatro de la Axerquía, 7 de julio), éste hizo las delicias del heterogéneo público asistente con un concierto que recogió lo mejor de su trayectoria con aportaciones más recientes, como es el caso de Mar Maior, su último trabajo. Luar Na Lubre divirtió a los espectadores con sus canciones (como las ineludibles O son do ar o Chove en Santiago), danzas, historias y, por qué no, su refinada ironía.

Joan Manuel Serrat y Joaquín Sabina (Teatro de la Axerquía, 5 de julio) volvieron a recalar juntos en el festival, como ya lo hicieran en 2007, dentro de su gira La orquesta del Titanic. La polémica en torno a los elevadísimos precios de las entradas – un grupo de espectadores se lo echó en cara a los cantantes cuando hicieron amago de acabar el concierto - y su precio único (sin distinguir la gran distancia que puede existir con respecto al escenario) probablemente influyeron en que no se completara el aforo. No obstante, y como era de esperar, el espectáculo fue completísimo, de gran calidad musical, con un equipo de grandes músicos (no podemos evitar resaltar la participación de Lorena Calero como vocalista, que encarnara excepcionalmente el rol de María Magdalena en el madrileño Jesucristo Superstar de 2007). Bastante más en forma vocalmente Serrat que su compañero Sabina, ambos hicieron un completo recorrido por lo mejor de su repertorio.

Miguel Poveda. Fotografía © 2012 by Festival de la Gritarra de Córdoba

 

Probablemente éste y el espectáculo presentado por Miguel Poveda (11 de julio, Teatro de la Axerquía) fueron los más completos de todo el festival por su combinación de elementos musicales, escénicos, teatrales, etc… El cantaor barcelonés - acompañado de la Lupi al baile o Bolita, Guerrero y Parrilla a las guitarras - presentó su trabajo ArteSano ofreciendo un concierto con un programa variadísimo en el que tocó una gran cantidad de palos flamencos (fandangos, bulerías, tangos, sevillanas…) y en el que no faltó la copla, una de sus especialidades. La belleza y expresividad del timbre de Poveda, su clásico estilo al tiempo que su frescura interpretativa, sin olvidar su gran empatía con el público cordobés, le llevaron a obtener un éxito enorme.

Fawzi Chekili Quartet. Fotografía © 2012 by Festival de la Gritarra de Córdoba

Con la colaboración de la Casa Árabe, festival tuvo lugar el interesantísimo concierto de Fawzi Chekili Quartet (14 de julio, Teatro Góngora), compuesto por guitarra eléctrica, oud, bajo eléctrico y batería, en el que presentaron su original fusión de armonía jazzística y elementos de su Túnez natal. Además del propio Fawzi Chekili, su creador, excelente guitarrista y compositor del conjunto, destacó Nada Mahmoud por su grata musicalidad y virtuosismo al laúd árabe, dando sin duda el color exótico y folk al conjunto, con el que empastaba extrañamente de forma atractiva y eficaz.

Jethro Tull. Fotografía © 2012 by Festival de la Gritarra de Córdoba

 

El festival finalizó ese mismo día con un lleno absoluto en el Teatro de la Axerquía para asistir a uno de los grupos de rock progresivo de más solera mundial: los irlandeses Jethro Tull que deleitaron a los asistentes que llenaron hasta la bandera el Teatro de la Axerquía con la interpretación completa de su trabajo-insignia Thick as a brick para conmemorar los cuarenta años de su creación, a la que siguió su disco más reciente (titulado precisamente Thick as a brick II). La puesta en escena, La flauta de Ian Anderson, el protagonismo del resto de los músicos y los guiños a los ritmos de raigambre escocesa hicieron disfrutar de lo lindo a un público entregado.

Comentarios
Para escribir un comentario debes identificarte o registrarte.