DVD - Reseñas

Scott, Scocht

Tucán
miércoles, 15 de mayo de 2002
A Naxos Musical Journey. Edgar Elgar: 'Concierto para violonchelo en mi menor, Op. 85', Karina Georgian, violonchelo; 'Introducción & Allegro, Op 47' 'Serenade for Strings, op. 20', Moscow Symphony Orchestra; Constantine Krimetz, director. 'Elegía, op. 58' Capella Istropolitana, Adrian Leaper, director. DVD de 55 minutos. Productor, J. Goodman. Menú Sistema E-Z, sólo en inglés. Sin restricciones regionales. Sonido remasterizado en Dolby Digital y DTS Surround. DVD International Naxos 1021.
0,0001065 Hola, primo:La música del DVD del que te voy a hablar es de Elgar, seguramente uno de los músicos británicos más conocidos por todo el mundo. Nació en 1857 y empezó a ser popular por la música que hizo para orfeones aficionados, que entonces -en los años 90 del siglo XIX, empezaron a estar muy de moda. Un orfeón es un grupo de humanos que cantan, un coro, vamos.Después fue famoso, sobre todo, por un tipo de música para ceremonias que él componía muy bien, como la que hizo para la coronación del Rey Eduardo VII. El Concierto para Violonchelo y Orquesta -la más importante de este DVD- lo escribió más tarde, en 1918, para una orquesta más pequeña, que es lo que los aficionados a la música llaman una mayor economía de medios.Al principio, cuando empieza la música, se ve una campiña escocesa. Escocia está en la parte que está más al Norte de la más grande de las Islas Británicas. Una isla es una tierra que está rodeada de mar por todas partes. Éstas forman parte de Europa (aunque los británicos la llaman 'El Continente') y están cerca de las costas de Francia, tan cerca que sólo las separa un canal que los franceses llaman 'de la Manche', o sea de la Manga. Aquí le llaman Canal de la Mancha, aunque no sé si por Don Quijote o por los petroleros, que ensucian muchísimo.El campo en esas islas está siempre muy verde y hay muchos arroyos, que son como ríos pequeños y tienen un agua muy limpia, que dicen que es la mejor del mundo para hacer una bebida típica de Escocia que llaman scocht whisky, y que no tiene nada que ver con el agua, ni de color, ni de olor, ni de sabor, que yo la he olido y te hace hasta toser. No sé cómo los humanos pueden tomar algo así., pero ya vas sabiendo como son de raros los pobres.También salen vistas de la capital, Edimburgo, que es muy bonita y tiene un castillo en la parte más alta y, según subes al castillo, un monumento en memoria de Sir Walter Scott, que fue un gran poeta y muy patriota, o sea que quería mucho a Escocia y hablaba mucho de ello.Y cuando hablas con los escoceses no hay que confundir esto de Scott, que quiere decir escocés, con Scocht, que también quiere decir escocés, porque se enfadan mucho y te dicen que "scocht is only the whisky" pero también hay una sopa de verduras que se llama "scocht broz" y que dice el jefe que está muy rica y se parece al caldo gallego. Por cierto, que se se ha puesto como bastante emocionado, porque ha estado dos veces por allí y ver el DVD le ha traído buenos recuerdos, me parece.La música es muy bonita y la que toca el chelo, que por el nombre debe de ser una mujer, lo hace muy bien; con un sonido muy bonito (dice el gordo que tiene muy buen timbre y una afinación fenomenal, o sea que da todas las notas muy bien). Hay otra música que se llama Elegía y que suena muy emocionante y un poco tristeSe ve también una destilería, que es el sitio donde hacen el whisky y luego un lago muy largo y profundo, pero también bastante estrecho, tanto que a veces parece un río. Se llama Loch Ness y dicen que hay un monstruo muy grande, al que llaman Nessie, aunque yo lo único raro que he visto son como unas focas grises con pintas negras que, además, están a la orilla del mar, como todas las focas. Claro que, con lo del scocht, a lo mejor los scott ven las focas dobles y se confunden. A saber.Recibe un cariñoso picotazo de tu primo,Tucán
Comentarios
Para escribir un comentario debes identificarte o registrarte.