Entrevistas

La Catedral de Estrasburgo

Entrevista con la historiadora del arte Dra. Sabine Bengel

Juan Carlos Tellechea
viernes, 17 de septiembre de 2021
Catedral de Estrasburgo © by Fondation de l'Oeuvre Notre-Dame, Strasbourg Catedral de Estrasburgo © by Fondation de l'Oeuvre Notre-Dame, Strasbourg
0,0010762

La Dra. Sabine Bengel es, desde hace más de 20 años la historiadora del obrador (o taller) de la Catedral de Notre-Dame de Estrasburgo. A la Dra. Bengel le preocupan los efectos que pueda tener el cambio climático sobre esta joya arquitectónica gótica, declarada en 1988 Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO junto con el casco antiguo de Estrasburgo. 

Dra Sabine Bengel. © by Stéphan Woelfel alias Simon Woolf.Dra Sabine Bengel. © by Stéphan Woelfel alias Simon Woolf.

Bengel, nacida y criada en Kehl, sobre la margen derecha del Rin, enfrente de Estrasburgo, y formada en Berlín, Múnich y Florencia, se ocupaba ya desde sus épocas de estudiante de las investigaciones sobre dicha catedral. Su tesis de maestría en la Universidad Técnica de Berlín se titulaba Das Südquerhaus des Straßburger Münsters - Ein Forschungsbericht (El transepto sur de la catedral de Estrasburgo - Un informe de investigación), y su tesis doctoral: Die Ostteile des Straßburger Münsters unter besonderer Berücksichtigung der Südquerhauswerkstatt (Las partes orientales de la catedral de Estrasburgo con especial consideración del taller del transepto sur). 

La historiadora del arte, que investiga en múltiples proyectos interdisciplinarios y es miembro de la Asociación Europea de Constructores de catedrales y Maestros Artesanos, se ocupa junto con sus colegas de las amplias colecciones del obrador (o taller) de la Catedral, es responsable de los proyectos de investigación y colabora en la preparación de los proyectos de restauración. La Dra. Sabine Bengel tuvo la deferencia de mantener una entrevista por escrito y vía correo electrónico con mundoclasico.com.

Fachada sur de la Catedral de Estrasburgo. © by Fondation de l'Oeuvre Notre-Dame, Strasbourg.Fachada sur de la Catedral de Estrasburgo. © by Fondation de l'Oeuvre Notre-Dame, Strasbourg.

Juan Carlos Tellechea: ¿Qué reflexiones le inspira a Usted este parón de las actividades culturales en general (por ejemplo, una visita a la catedral de Estrasburgo) debido al coronavirus?

Dra. Sabine Bengel: Debido al cierre, hemos perdido una enorme cantidad de ingresos por las entradas para subir a la plataforma del mirador de la Catedral. El mirador, a 66 metros de altura y la histórica caseta de vigilancia sobre la plataforma, se restauraron por completo en 2019, con una gran inversión de dinero y tiempo. Que el cierre se produjera poco después fue muy amargo. La fábrica de la iglesia, que se financia en gran medida con la venta de recuerdos y objetos religiosos en la catedral, también ha sufrido enormemente la pérdida de visitantes.

¿Qué balance (positivo y negativo) hace usted de esta situación?

Mirador de la Catedral de Estrasburgo. © by Jérôme Dorkel, Eurométropole de Strasbourg.Mirador de la Catedral de Estrasburgo. © by Jérôme Dorkel, Eurométropole de Strasbourg.

Desastroso para la economía, para el turismo, para muchos autónomos. Es bueno para el desarrollo de la oficina en casa (homeoffice) y para una cierta reflexión sobre el trabajo realmente necesario y significativo. Desgraciadamente, muchas reuniones directas, conferencias y coloquios fueron cancelados; por otro lado, Internet ofrece muchas alternativas y nuevas vías. Fue una pena que no pudiéramos seguir ofreciendo visitas guiadas a nuestros talleres y tuviéramos que ofrecer menos puestos de los habituales para practicantes. También echamos de menos a menudo el contacto directo con los colegas.

¿Qué proyectos tenía en marcha y cómo tuvo que modificarlos, y cuáles puede seguir abordando?

Todos los trabajos continuaron, pero en algunos casos en condiciones más difíciles y cumpliendo la normativa para la prevención contra el coronavirus.

¿Han tenido también problemas con las recientes lluvias y tormentas eléctricas?

Que yo sepa, no. El drenaje del agua de los tejados y las pasarelas tiene que estar garantizado, tanto en caso de lluvia ligera como de lluvia intensa. De lo contrario, se producirían daños en la estructura.

¿Se producen ahora con más frecuencia estos fenómenos meteorológicos?

Torre octogonal de la Catedral de Estrasburgo. © by Fondation de l'Oeuvre Notre-Dame, Strasbourg.Torre octogonal de la Catedral de Estrasburgo. © by Fondation de l'Oeuvre Notre-Dame, Strasbourg.

Creo que sí, pero a diferencia de la Edad Media, ahora estamos bien protegidos contra los rayos. Aun así, de vez en cuando se producen impactos en los sistemas e instalaciones eléctricas.

¿Podría ser una consecuencia del cambio climático?

En términos de frecuencia, creo que sí, pero las fuertes tormentas, las granizadas y los rayos siempre han existido y han causado a menudo daños en la catedral en siglos pasados. Queda por investigar cómo y qué efecto tendrá el aumento de las temperaturas en la catedral.

¿Qué impacto podrían tener las altas temperaturas provocadas por el cambio climático en la catedral de Estrasburgo?

Todavía no se ha estudiado cómo afectará el cambio climático a la catedral. Las grandes oscilaciones de temperatura son quizás especialmente desfavorables para las vidrieras históricas, que van recibiendo paulatinamente un acristalamiento de protección colocado a intervalos de unos pocos centímetros delante del vidrio histórico, ya que aquí puede formarse mucha condensación, cuyo drenaje debe garantizarse. En cuanto a la piedra y los tejados, de momento no vemos efectos graves.

¿Cuáles son los mayores retos para usted en los próximos años?

Puerta de San Lorenzo. Catedral de Estrasburgo. © by Fondation de l'Oeuvre Notre-Dame, Strasbourg.Puerta de San Lorenzo. Catedral de Estrasburgo. © by Fondation de l'Oeuvre Notre-Dame, Strasbourg.

En los próximos años, el taller de construcción (obrador) de la Catedral renovará el portal de San Lorenzo (fachada norte), de estilo gótico tardío, donde -debido a los delicados elementos estructurales y a la instalación estática de la gran marquesina- se requerirá una gran sensibilidad. Tampoco hay que subestimar el constante mantenimiento del edificio. Ello evita que los daños menores se conviertan en grandes y costosas campañas de restauración a largo plazo.

En lo que respecta a nuestras colecciones, solo estamos al principio de las campañas de digitalización integral. Son costosos y la introducción de registros en nuestras nuevas bases de datos, que también serán accesibles al público, requiere mucho trabajo. El problema es que no tenemos el personal necesario para hacerlo.

Fachada sur de la Catedral de Estrasburgo. © © by Fondation de l'Oeuvre Notre-Dame, Strasbourg.Fachada sur de la Catedral de Estrasburgo. © © by Fondation de l'Oeuvre Notre-Dame, Strasbourg.

En el contexto de la reciente inscripción del obrador (o taller de construcción) de la Catedral en el registro de ejemplos de buenas prácticas de salvaguardia del Patrimonio cultural inmaterial de la UNESCO, también nos enfrentamos a cuestiones sobre la promoción de jóvenes talentos, así como la transmisión y el desarrollo posterior de nuestras técnicas y conocimientos.

En cuanto a la autofinanciación de nuestras obras, trabajamos constantemente en la optimización de las fuentes de financiación existentes y en encontrar otras nuevas.

¿Qué serie de medidas ha tenido que tomar hasta ahora para proteger y restaurar la catedral de Estrasburgo? ¿Y cuáles son los planes para el futuro?

Desde hace 800 años, el obrador de la catedral de Estrasburgo asegura un constante mantenimiento de la construcción, desde 1918 junto con las autoridades francesas para la conservación de los monumentos. La  lista de las diversas medidas de restauración es muy larga y continuará. 

En los últimos años, el objetivo principal ha sido la reparación de las fachadas del transepto sur, la galería de la nave norte del siglo XVIII, y la renovación de la pasarela del recorrido turístico hasta el mirador. 

Escaleras de la torre octogonal de la Catedral de Estrasburgo. © by Fondation de l'Oeuvre Notre-Dame, Strasbourg.Escaleras de la torre octogonal de la Catedral de Estrasburgo. © by Fondation de l'Oeuvre Notre-Dame, Strasbourg.

En los próximos años, además de las obras del portal de San Lorenzo, también se renovará una de las cuatro escaleras de caracol de la torre octogonal; por parte del Estado la gran cúpula del crucero y es de esperar que también varios conjuntos de vidrieras de la catedral, que necesitan urgentemente ser renovados y protegidos.

¿Cuál es su presupuesto? ¿Qué monto debería tener? ¿Será muy problemático aumentarlo? ¿Qué organismo debe aprobar las inversiones en última instancia? ¿Enfrenta usted alguna vez diferencias de opinión al respecto?

El presupuesto actual del obrador de la Catedral es de 3,5 millones de euros en fondos operativos, además de un un presupuesto de inversión que depende de las distintas obras. La mayor parte son ingresos propios, complementados por una subvención de 1,2 millones de euros de la ciudad de Estrasburgo.

Todas las medidas de restauración en la Catedral son aprobadas previamente y supervisadas por la Oficina Estatal de Conservación de Monumentos. Los proyectos de mayor envergadura del obrador de la Catedral son validados además por una resolución del ayuntamiento. Además, la Oficina de Conservación de Monumentos, así como la fábrica de la iglesia, financian otros proyectos de restauración en la Catedral.

¿Está usted ayudando también a la restauración de la Catedral de Notre-Dame en París? Allí no parece haber problemas de dinero ¿es este el caso de Estrasburgo?

Se ha ofrecido la ayuda de Estrasburgo. No ayudamos directamente en el lugar, pero estamos participando en uno de los grupos de investigación que acompañan la restauración y reconstrucción con nuestros conocimientos sobre el material de piedra y la construcción de bóvedas. No creo que el dinero sea el problema en París, hay muchas donaciones. Es una pena que para ello siempre tenga que pasar algo malo primero. Estrasburgo se encuentra en una buena posición en comparación con muchas otras catedrales; hay renovaciones financiadas por el Estado y las medidas autofinanciadas del obrador de la Catedral, que en última instancia representan un regalo para el Estado francés, actual propietario de la catedral. Esto no existe en ninguna otra catedral de Francia.

¿Están bien preparados ante la eventualidad de un incendio en la catedral de Estrasburgo? ¿Hay mucha madera en su caso también?

La catedral de Estrasburgo se considera bien preparada. Hay alarmas contra incendios en todas las cerchas del tejado, extintores y tubos de subida (de agua), así como muros de protección contra incendios en las grandes cerchas del tejado de la nave principal y simulacros regulares del cuerpo de bomberos de Estrasburgo. Las cerchas del tejado de la catedral son todas de madera, pero, con una excepción, ya no datan de la época de su construcción. Los incendios de los últimos siglos han destruido bastante.

¿Cuál era su objetivo profesional cuando era estudiante?

No lo recuerdo exactamente. Pero, por supuesto, algo relacionado con la historia del arte... aunque al principio me inclinaba más por el modernismo y al inicio de mi vida profesional también trabajé en el comercio del arte y como guía turística.

Usted es historiadora del arte en la catedral de Estrasburgo desde hace más de 20 años ¿Qué la atrajo a emprender esta extensa tarea?

Sabine Bengel, «Des pierres et des hommes, le chantier de la cathédrale de Strasbourg». © 2020 by éditions du Signe .Sabine Bengel, «Des pierres et des hommes, le chantier de la cathédrale de Strasbourg». © 2020 by éditions du Signe .

La catedral de Estrasburgo es uno de los grandes edificios culturales de Europa. Su historia es infinitamente rica e interesante y merece ser mostrada, reconocida, comprendida y, en la medida de lo posible, conservada visiblemente. Solo cuando se entiende bien un edificio se puede intentar conservarlo de la mejor manera posible para las generaciones futuras. Lo mismo ocurre, por supuesto, con nuestras amplias colecciones, que incluyen una biblioteca, una gran colección de planos y fotografías, amplios depósitos de moldes de yeso y un lapidario. Es necesario asegurar, inventariar y mantener todo esto para que pueda beneficiar a los futuros trabajos de restauración y sea accesible a los investigadores y al público interesado.

¿Cómo es el trabajo diario de una historiadora del arte en la catedral de Estrasburgo? ¿Va mucho a la iglesia o lamentablemente tiene que trabajar en la oficina? ¿Qué importancia tiene para usted la fe?

Cada día es diferente, aunque suele predominar el tiempo en la oficina. El contacto con la fe es importante, nunca hay que entrar en la Catedral (igual en todas las iglesias, mezquitas o templos) como si fuera un museo; y nunca hay que olvidar que es, ante todo, un lugar de culto y que fue construido con ese fin.

¿Qué importancia tiene el proyecto de investigación sobre el rescate de la catedral de Estrasburgo por parte del arquitecto Johann Knauth entre 1907 y 1926, anunciado recientemente por su oficina de prensa? ¿Qué espera de esta investigación?

Sabine Bengel, «Europäische Bauhütten – Immaterielles Kulturerbe der Menschheit». © 2020 by J. S. Klotz Verlagshaus.Sabine Bengel, «Europäische Bauhütten – Immaterielles Kulturerbe der Menschheit». © 2020 by J. S. Klotz Verlagshaus.

Este proyecto de investigación es interesante en la medida en que es uno de los principales proyectos de restauración de la época moderna en la Catedral, cuya iniciación probablemente evitó el derrumbe de la torre. En esa época se utilizó por primera vez a gran escala un material de construcción relativamente nuevo, el hormigón armado. En nuestros fondos conservamos numerosos documentos del período comprendido entre 1906 y 1926 (el inicio y el final de la obra) que aún no han sido evaluados, entre ellos el extenso diario de la obra, varias cajas de archivo con material escrito, placas y libros de fotos, así como más de 500 planos arquitectónicos. Nuestro objetivo es cribar y evaluar todo esto, comprender el gran proyecto de construcción en todos sus detalles y situarlo en su contexto histórico.

¿Puede contar alguna anécdota interesante sobre su trabajo que no sea muy conocida?

Catedral de Estrasburgo. © Fondation de l’Œuvre Notre-Dame, Strasbourg.Catedral de Estrasburgo. © Fondation de l’Œuvre Notre-Dame, Strasbourg.

Es curioso que la leyenda del lago subterráneo bajo la Catedral siga rondando en la mente de algunas personas. Ese lago no existe, por supuesto, pero la leyenda se remonta probablemente a la aparición o el descubrimiento de aguas subterráneas durante las obras de fundación en el siglo XI, … pero hace unos años un hombre de Estrasburgo me aseguró que su mujer había dado un paseo en barco por el lago en su juventud. ¡Estaba muy seguro de ello!

Interesante y emocionante, por otra parte, fue la visita de la pareja presidencial estadounidense (Barack y Michelle) Obama a Estrasburgo durante la cumbre de la OTAN en 2009, cuando el FBI y la CIA inspeccionaron las instalaciones y el personal del obrador en la antesala de la visita de la primera dama. ¡Parecía algo sacado de una película de agentes secretos! También las limusinas presidenciales frente a la Catedral, eso no se volverá a ver tan pronto...

Comentarios
Para escribir un comentario debes identificarte o registrarte.