España - Andalucía

Málaga celebra a Puccini

José Amador Morales
jueves, 6 de junio de 2024
Maestrini, Manon Lescaut © 2024 by Daniel Pérez Maestrini, Manon Lescaut © 2024 by Daniel Pérez
Málaga, viernes, 24 de mayo de 2024. Teatro Cervantes. Giacomo Puccini: Manon Lescaut, drama lírico en cuatro actos con música de Giacomo Puccini y libreto en italiano escrito sucesivamente por Ruggero Leoncavallo, Domenico Oliva, Marco Praga, Giuseppe Giacosa, Luigi Illica, Giacomo Puccini y Giulio Ricordi, basado en la obra “Histoire du chevalier Des Grieux et de Manon Lescaut” (1731) del abate Antoine-François Prévost. Pier Francesco Maestrini, dirección escénica. Berna Perles (Manon Lescaut), Rodrigo Esteves (Lescaut), Carlo Ventre (Renato Des Grieux), Giacomo Prestia (Geronte de Ravoir), Manuel de Diego (Edmondo), Marcelo Solís (El posadero/Un sargento), Nicolás Calderón (Maestro de baile), Mari Luz Román (Un músico), y Alejandro Moreno (Un comandante). Coro de Ópera de Málaga. Orquesta Filarmónica de Málaga. Daniel Montané, dirección musical.
0,0004955

Tras Doña Francisquita, Le nozze di Figaro y Dialogues des Carmelites el Teatro Cervantes ha cerrado su trigésimo quinta temporada lírica con Manon Lescaut de Giacomo Puccini, un título que no se representaba en la ciudad desde 1971 y con el que se ha querido conmemorar el centenario de la muerte del genial compositor de Lucca. 

La solvencia y profesionalidad del equipo artístico congregado han sacado adelante la puesta en escena de la obra que supuso la consagración de Puccini, si bien no haya logrado el nivel alcanzado en los comentados títulos de la temporada, cuyo clímax sin duda se alcanzó con la soberbia representación de la ópera de Poulenc en febrero.

La producción escénica dirigida por Pier Francesco Maestrini se acerca de forma convincente a la trama del abate Pŕevost gracias a un atrezzo realista, una convencional pero plausible dirección de actores y a unas proyecciones muy eficaces al ser utilizadas de forma puntual pero convincente. El vestuario e iluminación suman en esta propuesta que agradó al público malagueño que abarrotaba el Teatro Cervantes.

‘Manon Lescaut’ de Puccini. Daniel Montané, dirección musical. Pier Francesco Maestrini, dirección escénica. Málaga, Teatro Cervantes, mayo de 2024. © 2024 by Daniel Pérez.‘Manon Lescaut’ de Puccini. Daniel Montané, dirección musical. Pier Francesco Maestrini, dirección escénica. Málaga, Teatro Cervantes, mayo de 2024. © 2024 by Daniel Pérez.

Musicalmente la gran baza de esta Manon Lescaut residía en el protagonismo de Berna Perles, quien jugaba en casa. La soprano malagueña recreó la heroína pucciniana haciendo gala de sus virtudes, especialmente en lo que respecta a musicalidad, idiomatismo y depurada línea de canto, a despecho de una materia prima no precisamente grande, de timbre impersonal y cierta frialdad expresiva. 

No obstante Perles cosechó un éxito innegable en una producción en la que ni el director de escena, que le hizo cantar tumbada en varias ocasiones, ni el director musical, que desplegó una implacable tormenta decibélica a lo largo de la función sin piedad para los cantantes, se lo pusieron fácil. 

A su lado Carlo Ventre reflejó un notable deterioro vocal (al menos desde 2018 cuando quien esto suscribe lo escuchó en un convincente Radamés veronés) del que a duras penas logró zafarse durante los dos primeros actos en donde le costó no poco calentar la voz, mostrando serios problemas para controlar la emisión en una tesitura que bascula continuamente por la zona del pasaje. Por otra parte, el apartado expresivo nunca fue la principal baza del tenor uruguayo debido a su incapacidad por conferir mayor ductilidad a su instrumento. Solo en momentos como en “Deh non cessare, deh non cessar” al final de su primera aria comenzamos a advertir los elementos positivos de una voz de cierto fuste e importante proyección que alcanzó su mejor momento en “Guardate, pazzo son” y todo el dúo del acto conclusivo, donde mostró indudable arrojo y entrega. 

‘Manon Lescaut’ de Puccini. Daniel Montané, dirección musical. Pier Francesco Maestrini, dirección escénica. Málaga, Teatro Cervantes, mayo de 2024. © 2024 by Daniel Pérez.‘Manon Lescaut’ de Puccini. Daniel Montané, dirección musical. Pier Francesco Maestrini, dirección escénica. Málaga, Teatro Cervantes, mayo de 2024. © 2024 by Daniel Pérez.

Rodrigo Esteves fue un solvente Lescaut que puso su voz un tanto clara al servicio de un fraseo dúctil y musical. Giacomo Prestia apostó su célebre nobleza en el fraseo a un Geronte que, no obstante, evidenció un instrumento desgastado y ajado. Extraordinario, como acostumbra, Manuel de Diego como ideal Edmondo tanto en lo vocal como en lo actoral.

Daniel Montané defraudó no poco con una dirección ruidosa que confundió en numerosas ocasiones agilidad con precipitación. Su batuta tampoco pareció preocuparse por unos cantantes que en demasiadas ocasiones se vieron sepultados ante el exceso dinámico, particularmente la protagonista como hemos señalado anteriormente. 

La articulación tosca y sin pulimentar, se dejó por el camino todo el legendario y evocador lirismo que Puccini despliega ya en esta su tercera partitura operística. Ni siquiera el hermoso intermezzo, ayuno de intensidad, elevó el nivel de una dirección musical que para ese momento ya tenía al espectador saturado en términos de volumen.

Así las cosas la filarmónica malagueña, en horas bajas debido a los problemas jurídico-laborales que han salido recientemente a la luz pública, no ofreció su mejor versión ni por asomo. Y el siempre aceptable Coro de Ópera de Málaga, tras ciertos desajustes iniciales, fue a más, terminando por situarse a la altura que acostumbra. 

Comentarios
Para escribir un comentario debes identificarte o registrarte.